Desfiguración

400px-beckwith_james_carroll_the_letter

Conforme pasaban los días su aspecto, me parecía, sufría cambios notorios; difíciles de percibir no obstante, y le decía has comido y dormido bien. Se sentía apercibida de alguna conducta ajena a mi circunscripción sentimental.

Su rostro femenino y bello, consentía que algunos sentimientos se dejasen ver a través de este, traslucía un odio creciente, fortificado en la medida en que mis ojos querían desacreditar con la buena voluntad aquel espectáculo.

Por primera vez mis besos, en un titubeo desconocido para mi, precavían cualquier acercamiento. Como explicar un amor precavido, donde la dulzura y los delicados encuentros rigieron dos corazones.

Trate de no mostrar conocimiento del caso; el hecho es que sus palabras de la misma forma que su rostro; ambas median fuerzas para representar este sentimiento; si lo diré, era odio en su rostro.

Anuncios
Explore posts in the same categories: amor, literatura, odio, pensamientos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: